¿Quién fue realmente Buda?..

Existe una gran confusión a nivel mundial, principalmente en Occidente, acerca de quién es el Buda, ya que mucha gente piensa que es un monje chino barrigón, al que hay que sobarle la panza para que nos dé suerte.

En los restaurantes de comida china, lo primero que uno ve al entrar es una figura de un chino panzón llamado Hotei o Bu-Dai, también le llaman “el Buda sonriente”, y se supone que es una figura que genera felicidad y abundancia. También lo usan para decorar templos budistas y como amuleto.

¿Por qué se le ha confundido con Buda? Una de las razones puede ser por la similitud que hay entre su nombre (Bu-Dai) y la palabra Buda (Buddha). Pero inclusive la diferencia cronológica entre Hotei o Bu-Dai y el Buddha es grande. El verdadero Buddha, Siddharta Gautama, vivió hace aproximadamente 2500 años en la India, mientras que Hotei fue un monje budista que vivió en China hace más de 1000 años, estamos hablando de unos 1500 años de diferencia…

Gautam-buddha-20130520063449

Hotei es muy admirado por su felicidad, y de hecho, es muy fácil de que nos resulte simpático con el simple hecho de mirar una de sus figuras. En su tiempo se le consideró una encarnación de Maitreya, un personaje que los budistas veneraban en esa época en China (durante la dinastía Liang)  y esperaban su llegada para comunicar y esparcir el Dharma por el mundo.

Al parecer no es que realmente fuera la encarnación de Maitreya, pero se lo adjudicaron debido a un poema que escribió antes de morir: “Maitreya Maitreya, todos buscan a Maitreya, no se dan cuenta, que el está aquí”, y como es de costumbre, la gente se tomó literal el poema, llegando a la conclusión de que Hotei había sido la encarnación de Maitreya.

Actualmente ya no lo ven así, lo que al parecer quiso decir Hotei con ese poema, es que no era necesario que estuvieran esperando la llegada de Maitreya, ya que Maitreya (que significa amistad, compasión y benevolencia) es un estado del ser que está aquí y ahora, en cada uno de nosotros.

En Japón Hotei es conocido como uno de los Siete Dioses Shinto de la suerte “Shichi Fukujin”.

En occidente se ha hecho muy popular la figura de Hotei, principalmente como amuleto de la suerte, y al ser “el Buda Gordo” se le ha relacionado incluso con la felicidad que da el comer en exceso, y al usarlo para decorar bares, se le relaciona con la felicidad que da el beber.

Así que se le ha confundido con el “fundador” del Budismo, Siddhartha Gautama, pero veamos las diferencias…

Siddharta Gautama, como ya dijimos, vivió hace aproximadamente 2500 años, y la primera diferencia que tiene con Hotei es que era delgado. Se calcula que su vida transcurrió entre los años 563 y 483  a. C. naciendo al sur de Nepal, cerca de la frontera con la India.

Fué un príncipe, hijo del rey Shuddodana Gautama. Nació en un pequeño bosque en la ciudad de Lumbini, ya que su madre Mahamaya viajaba al reino de su padre para dar a luz ahí, pero sintió los dolores de parto y pidió a sus doncellas la llevaran a ese bosque para dar a luz.

Esta historia tiene ciertos mitos, que no podemos saber si son literales o metafóricos, como el que una rama de un árbol descendió hacia ella para ayudarle en el alumbramiento, y que al nacer una suave lluvia vino para limpiarlos.

El niño al nacer ya podía caminar y hablar, y levantando su dedo índice le dijo a su madre que había venido a liberar a la humanidad del sufrimiento. Con cada paso que daba flores de loto nacían bajo sus pies. Lo llamaron Siddhartha que significa “aquel que ha logrado sus metas”.

Antes de este hecho los brahmanes habían profetizado que daría luz a un puro y noble ser, debido a un sueño que Mahamaya había tenido en el que una cría de elefante la bendecía con su trompa.

Mahamaya falleció 7 días después del parto.

Una famosa adivina, le reveló al rey Shuddodana que su hijo podía tener dos destinos: ser un gran emperador, o un gran sabio salvador de la humanidad. El rey decidió hacer todo lo posible para que el destino de su hijo fuera ser un gran rey, así que le “construyeron” un mundo perfecto. Creció dentro del palacio lleno de lujos, rodeado de gente joven, sana, incluso su padre cuidaban su aspecto con brebajes y cremas especiales para mantenerse joven, no querían que Gautama conociera la vejez, la enfermedad y la muerte, nada que lo llevara a querer convertirse en un sabio altruista. Y así a los 16 años contrajo matrimonio con la hermosa Yashodhara, princesa de un pueblo vecino.

Pero Gautama crecía y a la vez su curiosidad, y pidió conocer el pueblo y sus tierras; por lo tanto su padre le organizó un recorrido y ordenó que solo gente saludable y joven podía presentarse ante él. Entonces en su visita a Kapilavatthu, la capital del pueblo, logró ver a 2 ancianos que por accidente llegaron al lugar por donde desfilaba, sorprendido, bajó del carruaje que lo transportaba para seguirlos. Su escudero Chandaka lo siguió insistiéndole que regresara, pero ya era tarde, Gautama se había encontrado también con unas personas gravemente enfermas. También llegaron a un río donde estaban cremando el cuerpo de un difunto. Gautama conmovido le preguntó a Chandaka qué es lo que sucedía, a lo que esté le respondió que todo mundo envejece, se enferma y finamente muere.

Tenía 29 años y se había dado cuenta de la existencia del sufrimiento, y dentro de el surgió el más profundo deseo de ayudar a la humanidad a superar ese mal. Pidió a Chandaka que lo ayudara en la noche a huir de su palacio, para ir en búsqueda de la solución del sufrimiento; se despidió de su esposa e hijo cuando estos dormían y se escabulló en un caballo junto con Chandaka. También se dice que milagrosamente todos los guardias del palacio, esa noche, cayeron en un profundo y pacífico sueño, por lo que no se percataron de la huída de Siddhartha Gautama.

Le devolvió el caballo a Chandaka y le ordenó que regresara al palacio, ya que el partiría en búsqueda de la liberación del sufrimiento. Se encontró con un grupo de 5 ascetas a los que se unió para comenzar a practicar la austeridad y la meditación.

Con los años logró la iluminación, y así comenzó a impartir su enseñanza o el Dhamma, estando entre sus principales enseñanzas las 4 nobles Verdades y el Octuple Sendero.

Pudimos ver las diferencias entre Hotei también llamado Bu-dai y Siddhartha Gautama Buddha, les recomiendo la película “El pequeño Buda” protagonizada por Keanu Reeves, donde representan muy bien la vida de Siddhartha.

Autor: Alejandro Zack

http://granmisterio.org/2014/11/28/quien-fue-realmente-el-buda/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s