Drones vigilantes : ¿ mirillas en el aire ?….

DRONES

España va a entrar a formar parte del proyecto NATO AGS de aviones no tripulados. Lo hace como socio secundario del programa, y de momento sólo podrá ‘comprar’ horas de vuelo para vigilancias y misiones puntuales, pero es el primer paso para la instalación de una gran base de aviones no tripulados (UAV) en el municipio gallego de Trasmiras (Orense), que supondría la llegada a la región de unos 7.000 militares de la Alianza Atlántica.
Las Fuerzas Armadas españolas han firmado un acuerdo con la OTAN para integrarse en el programa AGS, siglas en inglés de Alianza de Vigilancia del Suelo’.
Se trata del segundo mayor proyecto militar del mundo, sólo superado en tamaño y ambición por el escudo antimisiles de EEUU. Su misión es detectar, mediante aparatos no tripulados, movimientos de personas o vehículos sospechosos a largas distancias. Ahora tiene su centro de operaciones en la base militar de Sigonella, en Sicilia (Italia).
Este sistema, que estará plenamente operativo para 2017, cuenta ya con el apoyo de 13 miembros de la OTAN, y España pasará a engrosar esa lista como socio secundario del programa: no aportará fondos para la compra de los cinco aparatos Northrop Grumman RQ4 ‘Global Hawk’ (los UAV más grandes del mundo) que tendrá a su disposición el proyecto. Pero sí podrá participar adquiriendo “horas de vuelo” para utilizar los drones’ en determinadas operaciones.
Por ejemplo, explican fuentes del Ejército del Aire, “si el Gobierno decidiese seguir la pista de los rehenes españoles secuestrados en Mali, podría solicitar a la Alianza Atlántica el apoyo de uno de los Global Hawk”. Este tipo de vuelos se confirmaron como estratégicamente esenciales en la guerra de Libia de 2011, puesto que la mayoría de objetivos terrestres fueron detectados por UAVs que partieron de Sigonella.
España formaba parte del programa AGS hasta 2006, cuando la OTAN decidió no instalar una de las principales bases para UAVs en Zaragoza, un proyecto muy ambicioso y que habría supuesto un gran impacto económico para la ciudad.
Tras el ‘no’ de la Alianza Atlántica –alegaron dificultades por tráfico aéreo civil-, el entonces ministro de Defensa, José Antonio Alonso, decidió la salida de España del proyecto. Ahora recuperara su presencia, como primer paso hacia algo mucho más grande: la confirmación de España como base de operaciones para los UAV en el Mediterráneo.
Según publicó El Confidencial Digital, el Ministerio y el Estado Mayor de la Defensa son conscientes del interés mostrado por Estados Unidos para instalar en España una gran base de operaciones para sus UAVs, y que serviría también de base para los ‘drones’ de la NATO AGS. Los planes de Estados Unidos consisten en sustituir en un futuro la base de Sigonella por la nueva ubicación España. La localización italiana sufre graves problemas de operatividad por la cercanía de varios aeropuertos civiles. Cuando uno de estos aparatos sale a volar, es necesario cerrar parte del espacio aéreo, lo que aumenta la saturación de aparatos en los cielos.
El programa de Trasmiras cuenta, además, con el visto bueno determinante del fabricante de estos aparatos, la firma estadounidense Northrop Grumman, que ya ha revisado y evaluado las características técnicas de la ubicación. Este proyecto requiere la construcción de una gran base, con una amplia pista de despegue y un centro de mando para procesar la información facilitada por los ‘drones’.
El importe de su construcción –unos 250 millones de euros- estaría sufragado por los socios del proyecto y por las compañías privadas implicadas. Si todo sale como se espera, esta nueva base de Trasmiras pasaría a alojar a varios millares de militares de los países OTAN implicados en el programa. Entre los organismos que desplegarían efectivos en esta base se encontraría la US.Navy, la Broad Area Maritime Surveillance (BAMS), la Fuerza Aérea estadounidense (USAF), Gran Bretaña, Alemania (propietario de un EuroHawk que vuela en pruebas en el Báltico), y el resto serían efectivos de la OTAN.
En total, según las fuentes consultadas por El Confidencial Digital, la cifra de militares e ingenieros implicados en este programa ascenderían a cerca de 7.000 en su momento de plena actividad, además de las familias de esos efectivos.
Vea en este video como son los ejercicios con uno de estos UAV (éste en concreto, de la Luftwaffe alemana):
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s